LA ENSEÑANZA PODEROSA

Por
en 2016

“…la enseñanza poderosa requiere un cambio de perspectiva en la que una de sus condiciones más fundamentales es asir las propias prácticas como objeto para poder reconstruir desde una perspectiva enriquecida”

Mariana Maggio

El siglo XXI, junto con sus avances científicos y tecnológicos, nos exige una profunda transformación de la cultura educativa, en especial de la cultura escolar y de las estrategias didácticas que se desarrollan en el aula. Uno de los factores más importantes para esta transformación es la implementación de las tecnologías de la información y comunicación (TIC) en los Sistemas Educativos; puesto que, tal como lo describe la Mtra. Maggio, son la base necesaria por lo que aporta complejidad y maleabilidad a los procesos. A pesar de ello, en muchos contextos las TIC aún son consideradas un privilegio que sólo ostentan las personas ubicadas en la cima de la pirámide económica.

En esta coyuntura, Mariana Maggio, en su libro “Enriquecer la Enseñanza: los ambientes con alta disposición tecnológica como oportunidad”, expone seis rasgos destacados para que los docentes puedan desarrollar sus habilidades hacia una enseñanza poderosa. Estos rasgos se fundamentan en las teorías de los pedagogos contemporáneos Jerome Bruner y Philip Jackson, quienes reconocen a la enseñanza como una acción compleja que puede fundamentarse en algunos elementos para favorecer la comprensión de una forma profunda y perdurable.

A continuación, les resumimos los seis rasgos que debe contener una “Enseñanza Poderosa” en el siglo XXI:

  • Da cuenta de un abordaje teórico actual: la Enseñanza Poderosa comprende un tema y lo que puede implicar desde la perspectiva actual. En este rasgo, la aparición de la tecnología tiene un papel principal puesto que ha transformado la manera de construir y difundir el conocimiento.
  • Permite pensar a modo de la disciplina: el conocimiento es una construcción provisoria que se “construye, se interpela, se valida y se vuelve a construir”.
  • Mira en perspectiva: porque enseña a cambiar los puntos de vista.
  • Está formulada en tiempo presente: pensarla en el hoy, en el ahora de la comunidad, la disciplina, la escuela, el aula y la vida de cada uno de los estudiantes en específico: trabajando cada clase, proyecto y evaluación en tiempo presente.
  • Ofrece una estructura que en sí es original: que cada sesión sea original: cómo es posible alternar el tratamiento, cerrar la clase proponiendo un nuevo interrogante, motivar a los alumnos a que se cuestionen.
  • Conmueve y perdura: cuando las clases son innovadoras y conectadas con el presente, motivan a pensar y a ver a través de distintos enfoques dejando marcas que permanecen.

Si te interesa saber más sobre cómo “Enriquecer la Enseñanza” te recomendamos el libro de Mariana Maggio que citamos a continuación:

Referencia: Maggio, M. (2012). “Enriquecer la Enseñanza: los ambientes con alta disposición tecnológica como oportunidad”. Buenos Aires: Paidós.

Recent Posts

Leave a Comment